El sodio que debes incluir en tu dieta

Muchas personas piensan que el exceso de sal es solamente perjudicial para las personas que padecen de alguna enfermedad que les prohíba consumir en demasía. Sin embargo, el consumo de grande cantidades de sodio es perjudicial para todos, se tenga o no alguna condición especial.

Si bien el sodio es importante para la dieta debe consumirse en cantidades moderadas. El sodio es necesario para nuestro organismo porque ayuda a mantener el equilibrio de los líquidos en nuestro cuerpo, además, participa en la contracción y relajación de los músculos. Y también ayuda a transmitir los impulsos nerviosos. Si bien nuestro cuerpo lo necesita para desempeñar estas funciones, el consumo excesivo del mismo puede aumentar el riesgo de desarrollar presión arterial alta, enfermedades cardíacas, derrames, accidentes cerebro-vasculares o apoplejías.

¿Cuánto sodio es demasiado entonces? Se recomienda no consumir más de 2.300 miligramos por día, es decir, el equivalente a una cucharadita de sal. Cabe resaltar que esto solo se cumple en las personas que no tienen afecciones que limitan su consumo de sal.

Para reducir tu consumo de sal debes tener en cuenta ciertos puntos. Las comidas enlatadas y alimentos envasados traen grandes cantidades de sal, por eso sería prudente reducir el consumo de estos y en su lugar alimentarnos con alimentos frescos, como frutas y vegetales.

Por otro lado, procura analizar las etiquetas de los alimentos que vas a comprar para comprobar si la cantidad de sodio que poseen no es demasiado alta.

Para determinar la cantidad de sal que poseen esto puede serte de mucha ayuda:

– Si dice “muy bajo en sodio” significa que tiene 35 mg. o menos sodio por porción.
– Si dice “bajo en sodio” significa que contiene 140 mg. o menos sal por porción.
– Si dice “menos sodio” se refiere a un 50% menos de la versión original de dicho alimento empacado.
– Si dice “sin sal” significa que no se le añadió más sal al producto.

Recuerda que condimentos como la salsa de soja, ketchup, mostaza y otros tienen alto contenido en sal. Cuando vayas a almorzar fuera de tu casa, en un restaurante por ejemplo, pide que tu plato sea preparado sin sal o bajo en sal.

Puede resultar muy difícil bajar el consumo de sal, ya que nuestras papilas gustativas se han acostumbrado a ese sabor y cuando consumimos alimentos con poco sodio, sentimos que no tiene gusto a nada. Sin embargo, de a poco es posible lograrlo y una vez que te acostumbras ya no te resulta tan difícil. Sin duda tu organismo te agradecerá que bajes el consumo de sodio.

En BlogNutrición: Alimentos que debes evitar si padeces hipertención.

Un comentario

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>